Entrada TIPS PARA HACER FOTOS A MASCOTAS

TIPS PARA HACER FOTOS A MASCOTAS

Igual que ocurre con las fotografías a niños, hacer fotos a mascotas es otro de los retos más complicados a los que se enfrenta un aficionado. Las mascotas son un miembro más de la familia y nos encanta llenar nuestra galería con ellos, pero ¿quieres mejorar tus resultados?

En esta entrada te damos algunos trucos para que hacerles fotos sea más fácil.

PLANIFICA LA SESIÓN

En primer lugar, piensa qué tipo de fotografías vas a hacer y cuál será el fondo. Puedes buscar inspiración en Pinterest o en algunas cuentas de Instagram dedicadas a este tipo de fotos.

Las mascotas tienen poca paciencia, así que es mejor que tengas todo lo necesario previamente listo para la sesión. Elimina del escenario todo lo que pueda distraer a tu pequeño modelo y dificultar tu tarea. Además, ten en cuenta que tienes un tiempo limitado para hacer todas las fotografías antes de que se canse. Cuando esté todo preparado ya podrás situar a tu mascota en el escenario y empezar a hacer fotos.

SU COMODIDAD ES LO PRIMERO

Si no se trata de tu mascota es mejor que antes de comenzar te relajes y trates de ganarte su confianza, para que el animal esté relajado. Prueba a jugar con él y a dejarle que haga un “reconocimiento” de la cámara para que no se asuste cuando vayas a hacerle fotos.

Intenta que la mascota esté lo más cómoda posible. Para ello te recomendamos hacer las fotos en su sitio que visite frecuentemente, como el parque o la zona de la casa donde suela estar. Si no estás familiarizado con este tipo de sesiones, es mejor realizarlas en interior, puesto que así tendrás más controlado al animal. En el caso de que no sea tuyo, que sus dueños estén presentes te facilitará mucho las cosas.

Si está en una jaula, déjale salir para conseguir mejores resultados. Y si está en una pecera, ten cuidado con los reflejos y limpia los cristales antes de nada, podrías estropear una buena foto.

 

PONTE A SU ALTURA

Conseguirás resultados mucho más naturales si realizas las fotografías a su misma altura. Así que no dudes en agacharte o tirarte al suelo si es necesario. Además, podrás plasmar el mundo desde su perspectiva.

Enfoca a sus ojos para captar sus expresiones y su personalidad. Intenta fotografiarlo en una situación que refleje a la perfección cómo es, por ejemplo saltando/corriendo si es muy juguetón o acostado si es muy perezoso.

EVITA EL FLASH

Utiliza la luz natural en lugar de utilizar el flash para evitar que se asuste. Piensa que no está acostumbrado a las fotografías y el flash le incomodará. Para contar con la luz perfecta, investiga previamente cuáles son las mejores horas del día. La idea es que haya la suficiente luz pero no en exceso, ya que esto también puede estropear las fotos. Si es necesario puedes utilizar fuentes de luz artificial a modo de apoyo, pero nunca el flash.

De esta manera, vas a conseguir que la foto sea más real y reflejar un ambiente muy acogedor.

LA PACIENCIA: TU MEJOR ALIADA

Si quieres obtener buenos resultados, ármate de paciencia antes de empezar. Las mascotas no son modelos, se distraen con mucha facilidad y se cansan rápidamente de estar prestándote atención y estar quietos.

Si les das muchas órdenes, entonces se cansarán y dejarán de hacerte caso. Por ello, no seas muy exigente con tus órdenes. Más bien debes dárselas con cariño y sólo cuando sea necesario.

TIPS EXTRA

  1. Utiliza el modo ráfaga o velocidades de disparo elevadas para no perderte nada. Podrás elegir las instantáneas que más se adapten a tus objetivos o más te gusten. Luego imprime tu selección para presumir tanto de fotos como de mascota. Puedes hacerlo aquí.
  2. Te recomendamos que antes de iniciar la sesión, en el caso de que tengas un perro, le saques a pasear y jugar para que esté más cansado, relajado y te facilite el trabajo. Así será más factible que se quede sentado o quieto en algún sitio.
  3. Durante la sesión puedes llamar su atención con sus juguetes, caricias, premios o algo de chuches. Además, existen unos accesorios que puedes añadir a tu cámara para que mire al objetivo. Te dejamos el enlace a continuación por si te interesa: accesorio para móvil
  4. Intenta no incomodarlo para que no asocie la cámara con algo negativo, mala experiencia. Si ese día no está receptivo, mejor prueba a hacer las fotos otro día.
  5. Y el más importante, haz las fotos con todo tu cariño y se verá reflejado en los resultados finales.

 

¿Buscas ideas? Mira estas:

El pase de diapositivas requiere JavaScript.